Juan Barjola (1.919-2.005)

…Siempre he comentado que se puede ser Barjolista o no serlo. A mi Barjola, simplemente, me gusta, me atrae. Creo que su obra tiene fuerza, expresa toda una serie de sentimientos a través de una pintura llamativa, brutal, y como ya digo, inusitada.

Es intensamente expresionista, o al menos a mí me lo parece, y casi todo lo expresionista me maravilla, con unos seres orgánicos que se desarrollan por el lienzo, ahora rozando la abstracción, sin abandonar la figuración, ahora el puro surrealismo, la sugestión…


Me atrae su dibujo, sus líneas tensas, curvadas, sus tauromaquias que me recuerdan, salvando las prudenciales distancias, al Picasso taurino; Y su paleta, rosa, blanca, negra, en combinación con las tintas chinas, hacen de sus obras hitos inconfundibles de la posvanguardia…



Juan Galea Barjola. Barjola en el mundo artístico, nace en la Torre de Miguel Sesmero (Badajoz) y pronto comienza a destacar en el dibujo, estudia perspectiva y proporción el la Escuela de Artes y Oficios de Badajoz, que estaba bajo la batuta del regionalista Covarsí, en los años treinta, y pronto, tras la Guerra Civil, que lo marca en lo personal y en lo artístico considerablemente, marcha a Madrid a continuar sus estudios.


Será en los años cincuenta cuando conozca el arte de Matisse, Braque o Stäel, entre otros, gracias un viaje de tres meses que realiza a Bélgica, tras el cual tiene una cierta etapa abstracta, que considera estética y un inicio prometedor, dentro de lo que es su característico expresionismo, tras el cual, el éxito, las exposiciones y la ingente labor y trayectoria del genial pintor extremeño están más que reconocida.

Interesante es, igualmente, su trabajo dentro de lo que son las Artes Gráficas, donde destaca Barjola en la Litografía, el Aguafuerte y la Serigrafia, donde la Tauromaquia cobraba un protagonismo inusitado, y que sirvió para ilustrar versos de Antonio Gamoneda o José Hierro. Un verdadero artista, inquieto, y siempre interesante de redescubrir…

6